El Cinco Cero

Twitter Facebook Youtube Instagram

El partido que jugó Sergio Goycochea en la casa de un narcotraficante

julio 26 de 2017

El CincoCero

Compartir
Twittear

Sergio Goycochea Millonarios Gonzalo Rodriguez Gacha Narcotraficante 1989

Foto: ramonantonioloaiza

 

Ha sido uno de los arqueros más reconocidos en el fútbol argentino y al final de la década del 80 tuvo un corto paso por Colombia. Dejó una muy buena impresión y eso sirvió para que lo convocaran al Mundial de Italia 1990 donde fue subcampeón y figura.

 

Ver: Se vivió el partido que originó la gran rivalidad Millonarios vs Nacional

 

Goycochea fue suplente de Nery Pumpido en River Plate durante varios años y en 1989 buscó un nuevo horizonte. Llegó a Millonarios, vigente campeón de Colombia, y buscaba ganar la Copa Libertadores. Luis ‘Chiqui’ García dirigía al equipo y contaba con jugadores como: Alberto Gamero, Cerveleón Cuesta, Wilman Conde, Hugo Galeano, Eduardo Pimentel, Mario Vanemerak, Carlos ‘Gambeta’ Estrada, Rubén Darío Hernández, Arnoldo Iguarán, Nilton Bernal, Oscar ‘Pajaro’ Juárez, entre otros.

 

No era un secreto que para la época los narcotraficantes se adueñaron de varios equipos de fútbol. Gonzalo Rodríguez Gacha, socio de Pablo Escobar, en 1988 había sido nombrado por la Revista Forbes como uno de los hombres más ricos del mundo. Desde muy joven al ‘Mexicano’ lo reconocieron como amante del fútbol e hincha de Millonarios. En 1982, Rodríguez Gacha se volvió el máximo accionista y ayudó al club a salir de una crisis económica.

 

El narcotraficante era oriundo de Pacho, Cundinamarca y allí tenía una finca donde en ocasiones iban los jugadores de Millonarios a jugar. Así lo recordó Sergio Goycochea en un programa de televisión argentino conducido por Mariano Otálora que se llama “Los Famosos y el Dinero”. El argentino no dijo nombres ni lugares específicos pero por la historia que contó no cabe duda que fue en Colombia.

 

Goycochea recuerda que jugó el ‘picadito’ y al final recibió una gran suma de dinero. Éstas excentricidades de los narcotraficantes eran comunes así como dar premios y regalos por goles y triunfos importantes. En 1989 se suspendió el campeonato por el asesinato del árbitro Álvaro Ortega por lo que el guardameta volvió a su país para jugar con Racing de Avellaneda. Por su parte, Gonzalo Rodríguez Gacha fue abatido por la policía el 15 de diciembre de ese mismo año.

 

Compartir
Twittear

COMENTARIOS

LO ÚLTIMO