El Cinco Cero

Twitter Facebook Youtube Instagram


De ser goleador de Nacional en la Sudamericana a retirarse del fútbol muy joven

enero 25 de 2022

El CincoCero

Compartir
Twittear

Martin Echeverrria Nacional

Instagram - martinecheverriabotero

 

Parecía que tenía un buen futuro como delantero y diversos motivos lo llevaron a perderse del radar del fútbol. Alguna vez aseguró que lo vetaron, fue al fútbol argentino y tampoco tuvo suerte. Su paso como profesional acabó muy rápido y se dedicó al estudio y negocios personales.

 

Martín Echeverría hizo todas las divisiones menores en Atlético Nacional y sus padres aparte educarlo fueron sus representantes. Los problemas con la dirigencia del equipo llegaron incluso antes de debutar, se alejó en un momento y empezó a estudiar administración de empresas. El delantero siguió en el equipo y debutó en 2002 bajo el mando de Luis Fernando Montoya.

 

El joven futbolista no era titular y con la llegada de Alexis García a mediados de 2002 vivió un gran momento en Copa Sudamericana. Echeverría le marcó un gol a Santiago Wanderers por los cuartos de final y un doblete a Nacional de Uruguay en la semifinal. Atlético Nacional disputó la final donde cayó con San Lorenzo en los que la primera edición de este torneo.

 

El camerunés que le anotó a Atlético Nacional con Nacional de Uruguay

 

Justamente cuando los verdolagas viajaron a Argentina para esa final lo abordó Juan José ‘Yaya’ Rossi, un exfutbolista que ahora era empresario y le ofreció vincularse a Newell’s Old Boys. Fue así que a comienzo de 2003 llegó a Rosario y empezó a entrenar con los ‘leprosos’. Sin embargo, todo dio un giro inesperado en medio de la negociación.

 

Según Echeverría y su padre, Atlético Nacional les cambió las condiciones. El club tenía el 75% de los derechos deportivos y el jugador conservaba el restante. Los antioqueños negociaron con Newell’s como si ellos tuvieran el 100% y al hacer las cuentas ninguno estuvo a gusto. Además, Nacional le dijo al jugador que debía quedarse en Argentina o no tenía más cupo en el club.

 

Historia de los colombianos que jugaron en Newell’s Old Boys

 

“Él no va a jugar ni en el Newell’s, ni en el Nacional. No va a jugar más al fútbol profesional. Porque desde la más temprana edad siempre hubo problemas con la dirigencia de aquí. Y esto ha sido un tormento para toda esta familia”, explicó Álvaro Echeverría, padre del jugador, a Antena 2. “Es como si Nacional hubiera estado negociando una mercancía y no un jugador”, dijo Martín Echeverría.

 

El delantero no se retiró y en ese primer semestre actuó con Envigado. Hizo las paces con Atlético Nacional para el 2003-II y regresó al club. No tuvo mayores oportunidades y además sufrió una lesión en su tobillo. Luego se marchó libre y en 2015 le aseguró al diario El Colombiano que lo vetaron por quedarse con sus derechos deportivos. Medellín, Once Caldas, Millonarios y Pereira lo quisieron, pero “extrañamente” no se concretó la negociación.

 

Echeverría no solo vivía del fútbol, compraba y vendía carros y estaba cerca del negocio de reforestación y ganadería de su padre. A mediados de 2004 recibió una nueva oportunidad en Newell’s con el ‘Tolo’ Gallego. El colombiano no disputó ningún partido oficial en el equipo que saldría campeón y hasta lo mandaron a entrenar con los juveniles.

 

La razón por la que una mujer sorprendió al ‘Pibe’ en topless en Hungría

 

Su última aparición fue con el Unión Magdalena en 2005 con apenas 4 partidos. De nuevo se resintió de su tobillo y un día hablando con su familia decidió retirarse del fútbol sin siquiera cumplir los 25 años. Solo anotó 9 goles en su carrera, pero aseguró en El Colombiano: “Me realicé como futbolista y experimenté todo lo que quise, que 50 mil espectadores me cantaran un gol y sentir esa adrenalina con el equipo de mis amores (Nacional). Sé que pude haber llegado mucho más lejos, pero la vida me mostró otros caminos y no puedo ser desagradecido”.

 

Compartir
Twittear

COMENTARIOS

LO ÚLTIMO