El Cinco Cero

Twitter Facebook Youtube Instagram

El curioso pedido que le hizo una mamá a su hijo por fallar un penal en un Mundial

mayo 18 de 2018

Alejandro Gamboa - @gamboalejo

Compartir
Twittear

Gyan Ghana Uruguay 2010 

Foto: DailyMail

 

Los cuartos de final disputados entre Ghana y Uruguay en el mundial de Sudáfrica es uno de los partidos más recordados en la historia reciente de los Mundiales. De hecho la FIFA lo escogió como el mejor partido de aquella Copa del Mundo.

 

Por: Alejandro Gamboa - @gamboalejo

 

Asamoah Gyan había sido uno de los jugadores clave en la destacada campaña de Ghana en el campeonato de 2010. El partido ante los ‘charrúas’ tuvo muchas emociones sobre todo en el final. Luis Suárez impidió el gol de Ghana en el último minuto de tiempo extra con una mano clara en la línea de gol, fue expulsado y en los pies de Gyan estaba la ilusión de todo un continente.

 

De anotar el gol serían la primera selección africana en clasificar por primera vez a una semifinal de un Mundial. Sin embargo, el destino no lo quiso así. Ya había convertido dos goles de penalti en esa Copa del Mundi, ante Serbia y Australia, por lo que confianza no le faltaba. El balón pegó contra el travesaño y en la tanda de penales los sudamericanos fueron vencedores.

 

Una “locura” mundialista

 

Luego de errar ese histórico penal su carrera no fue la misma de antes. De hecho, como lo cuenta en varias entrevistas, su madre Cecilia Love le hizo un pedido muy especial: “Antes de morir, mi madre me pidió que no pateara más penales con Ghana. Después de aquel Mundial pateé uno más y también lo fallé por la Copa Africana de Naciones. Ahí le prometí que no iba a patear más y por eso tengo que cumplir mi promesa para que descanse en paz”.

 

Aunque es una situación en la que nadie quisiera estar también trajo cosas favorables. “Fue lo peor de mi vida, pero el penal fallado me hizo muy famoso, de una manera diferente pero lo conseguí. Gracias a ese penal conocí a Nelson Mandela que incluso sabía mi nombre”.

 

Gyan es el máximo goleador de su selección en la historia con 48 goles. También sus seis anotaciones, lo convierten en el jugador africano con más tantos en los Mundiales de fútbol.

 

Compartir
Twittear

COMENTARIOS

LO ÚLTIMO