El Cinco Cero

Twitter Facebook Youtube Instagram
Automas Publicidad Automas Publicidad

El jugador que hizo un gol borracho

julio 19 de 2017

El CincoCero

Compartir
Twittear

Rene Housemann Huracan Borracho

Foto: Huracán y su Gente

 

René Houseman ha sido uno de los jugadores más talentosos en la historia del fútbol argentino y asimismo uno de los más indisciplinados. Muchos consideran que tenía más habilidad que el propio Diego Armando Maradona.

 

El extremo derecho fue figura de Huracán en los años 70 y lo hizo debutar César Luis Menotti. Ganó el campeonato Metropolitano de 1973 con el Globito y también hizo parte del plantel argentino que levantó la Copa del Mundo en 1978. Era costumbre que Houseman se escapara de las concentraciones, se iba a jugar partidos de barrio y también de fiesta.

 

La historia más conocida del ‘Loco’ tiene muchas versiones y es difícil saber que es verdad y que no. Lo único confirmado es que en una oportunidad disputó un partido completamente ebrio y le anotó un gol a River Plate. Algunos dicen que ocurrió en 1975 y otros en 1977. Lo más probable es que fuera en 1975 cuando su hijo estaba cumpliendo un año de edad.

 

Cuenta la anécdota que Houseman duró toda la noche bebiendo y al otro día llegó a reunirse con sus compañeros. Ese partido no se jugó a la hora de siempre sino en horas de la mañana y a la figura del equipo tuvieron que bañarlo con agua fría y darle mucho café. El ‘Loco’ le marcó nada más y nada menos que a Ubaldo Matildo Fillol, uno de los mejores arqueros en la historia de Argentina.

 

 

Los demás adornos de la historia no se han confirmado. Algunos dicen que no se escapó desde el comienzo sino que pidió permiso, lo fueron a buscar a las 10:00 pm y dijo que lo dejaran hasta la 1:00 am. En la segunda búsqueda parecía irse con el delegado del equipo pero dijo que se le habían quedado las llaves del carro, volvió al sitio de la fiesta y solo salió hasta las horas de la mañana.

 

Que tomó whisky y vino y que estrelló su carro Peugeot 504 TN mientras parqueaba son otros condimentos de la anécdota. Una versión dice que llegó al hotel y alcanzó a dormir una hora aunque otros aseguran que arribó directamente al estadio. Sus compañeros presionaron a los dirigentes y cuerpo técnico para que lo dejaran jugar y Houseman dijo: Yo juego hasta en una pierna”.

 

El compromiso finalizó empatado a uno con el gol del extremo en los últimos minutos. Supuestamente Houseman después de la anotación se hizo el lesionado, pidió el cambio y se marchó a su casa a dormir. “Y chupe, chupe, chupe, no deje de chupar, el Loco es lo más grande del fútbol nacional”, era algo de lo que gritaban los hinchas para ovacionar al atacante.

 

Houseman no terminó muy bien porque después de su retiro tuvo muchos problemas por la adicción al alcohol. En el año 2000 le organizaron un partido homenaje en el Estadio de Huracán para ayudar a recaudar fondos tras sus problemas económicos.

 

 

Excursionistas era el otro club de sus amores y en 2011 se enfrentó con Huracán en la Copa Argentina. Houseman asistió y algunos desmemoriados del Globito lo insultaron sin razón, ésto le dolió mucho al 'Loco'. El ex jugador recibe una pensión de la AFA por ser campeón del mundo pero no vive una gran vida de comodidades.

Compartir
Twittear

COMENTARIOS

LO ÚLTIMO

EL CINCOCERO TV

Drogba un ejemplo de fútbol y paz.

Compartir
Twittear