El Cinco Cero

Twitter Facebook Youtube Instagram


Hakan Yakin, el suizo por el que Macri no quiso llevar a Giovanni Hernández a Boca Juniors

marzo 25 de 2021

Felipe Valderrama - @ValderramaFeli

Compartir
Twittear

Giovanni Hernandez Colon Boca Juniors

Giovanni Hernández / @mdpafa

 

Ha sido uno de los últimos clásicos '10' en Colombia, con una gran técnica y especialista en habilitar a los atacantes. Vivió buenos momentos en Argentina y lo quisieron varios clubes grandes. Sin embargo, nunca se concretó y su salida del país estuvo marcada por una discusión con los directivos.

 

Por: Felipe Valderrama - @ValderramaFeli

 

Jorge “Chino” Benítez triunfó como jugador de Boca Juniors entre 1973 y 1983. Durante varios años trabajó en las divisiones menores del club y asumió como técnico del primer equipo en noviembre de 2004 tras la renuncia de Miguel Brindisi. En ese momento el equipo disputaba los cuartos de final de la Copa Sudamericana y el entrenador terminó ganando este título internacional. Contaba con jugadores como: Roberto Abbondanzieri, Rolando Schiavi, Alfredo Cascini, Diego Cagna, Guillermo Barros Schelotto, Martín Palermo, entre otros. A final de año ya se daba a Guillermo Marino de Newell’s como refuerzo para 2005 y se cayó la negociación.

 

Para mejorar el plantel, Benítez priorizaba un enganche y dio cuatro opciones: José Sosa (Estudiantes de La Plata), Federico Insúa (Independiente, Lucas Lobos (Gimnasia y Esgrima de La Plata) y Giovanni Hernández (Colón). Sin embargo, el presidente Mauricio Macri acordó todo con Hakan Yakin a comienzo de 2005. “No sé de quién hablan. Si lo vi en videos, pero no sabía que estaría llegando el jueves. Me gustaría que me hubiesen consultado y no es que no me agrade el jugador, sino que no me hayan avisado. No sé que voy a hacer. No voy a tomar una decisión apresurada”, dijo el técnico.

 

Cuando a Giovanni Hernández lo cotizaron en un millón de dólares

 

Al final Benítez no aprobó la contratación del suizo de ascendencia turca que jugaba en el Stuttgart y tenía pasado en otros clubes como París Saint-Germain y Basilea. En los medios aseguraron que la directiva presionó al técnico, pero no hubo vuelta atrás. Macri dijo en tono cordial: “No coincidimos con el 'Chino', pero no por eso voy a estar enojado. Yo tengo que trabajar y apoyar para que le vaya lo mejor posible. La Comisión de Fútbol busca y contrata los refuerzos, pero el técnico tiene posibilidad de decirnos que no, de vetar nuestra decisión, y nosotros la respetamos”.

 

Puertas para adentro la situación era diferente y comenzó un conflicto. José Cirilo, directivo Xeneize, explicó las razones por las que se fijaron en Yakin y no en los que pidió el entrenador: “Si no trajimos a los enganches que pidió el técnico fue porque el club no va a pagar el triple o el doble que, con todo respeto, creemos que valen los pases de esos jugadores”. Benítez no quería al suizo porque no sabía español y consideraba que le iba a costar adaptarse al medio argentino: “Si no viene alguno de los que juegan acá, prefiero que no venga nadie”.

 

Hakan Yakin Boca Juniors

Hakan Yakin

 

Declaraciones iban y venían y a comienzo de febrero llegó otra presión por parte del “Chino”. El D.T llamó a Giovanni Hernández de 29 años que desde 2003 jugaba en Colón de Santa Fe para que se uniera al plantel. Ya tenía 56 partidos disputados, 8 goles y era figura de su equipo. “Sí, me llamó. Me expresó su deseo de tenerme en Boca, que es lo que todos ya saben. Pero la realidad es que no sé qué pasará de acá en adelante. No sé qué será de mi futuro. Igual, estoy muy bien en Colón”, dijo el ‘10’.

 

Jugadores que cargaron el peso de ser el reemplazo del “Pibe” Valderrama

 

Algunos medios filtraron que los “sabaleros” habrían pedido 7 millones de dólares por el colombiano. Boca Juniors hizo dos propuestas y se las rechazaron en Colón. Algunos especularon con que lo de los 7 millones era mentira y lo sacaron de excusa para no fichar a Giovanni, aunque más que eso para no tener que darle gusto al técnico. Además, que las ofertas Xeneizes eran deliberadamente bajas para que se negaran a venderlo. La relación entre Benítez y Macri estaba rota. Muy pocos le decían al presidente que no, ni siquiera cuando en 2001 fichó al japonés Naohiro Takahara como una estrategia publicitaria.

 

Al “Chino” Benítez no le dieron gusto y en una entrevista con Cadena Xeneize en 2020 recordó: “Si me traían esos refuerzos estábamos en la final de la Copa Libertadores. Se lo dije al presidente. Porque teníamos un gran plantel”. Boca llegó hasta los cuartos de final y tras escupir al “Bofo” Bautista de Chivas, Macri tuvo la excusa perfecta para despedir a Jorge Benítez. Lo curioso es lo que pasó con los jugadores que pidió. Insúa llegó a Boca a mitad de ese 2005 y fue figura en el equipo, Lobos se marchó al Cádiz de España en 2006 y triunfó, mientras que Giovanni Hernández siguió siendo figura en Colón y en 2007 de Colo-Colo de Chile ¿Y Hakan Yakin? Tras ser descartado por Benítez lo fichó el Galatasaray y apenas jugó 2 partidos.

 

Cuando apodaron a Giovanni Hernández el ‘Príncipe de Saint-Étienne’

 

Compartir
Twittear

COMENTARIOS

LO ÚLTIMO