El Cinco Cero

Twitter Facebook Youtube Instagram


Los ídolos futbolísticos de Kobe Bryant

Felipe Valderrama - @ValderramaFeli

Compartir
Twittear

Kobe Bryant Milan

Foto: @acmilan

 

Fue uno de los mejores basquetbolistas de la historia y unos de los jugadores insignia de Los Ángeles Lakers. Fue 5 veces campeón de la NBA y el cuarto máximo anotador de la historia con 33.643 puntos. El 26 de enero de 2020 ocurrió una tragedia y murió en un accidente de helicóptero. Bryant era un aficionado al fútbol por una razón muy especial.

 

Felipe Valderrama - @ValderramaFeli

 

Joe Bryant era el papá de Kobe, un jugador que estuvo en la NBA de 1975 a 1983 en equipos como Philadelphia 76ers, San Diego Clippers y Houston Rockets. A sus 30 años aceptó ir a la Liga de Italia y allí jugó hasta 1991 en 4 equipos diferentes. Por tal motivo, Kobe Bryant creció en este país y aunque su padre no hizo parte de ningún equipo en la ciudad de Milán, el AC Milán fue el equipo de fútbol que lo enamoró.

 

Por esa época el Milán ganó 2 Copas de Europa, un Scudetto y 2 Supercopas de Europa. Este era conocido como el Milán de los holandeses con: Frank Rijkaard, Ruud Gullit y Marco van Basten. Pero además tenía en defensa a Mauro Tassotti, Paolo Maldini, Franco Baresi y Alessandro Costacurta. Arrigo Sacchi era el técnico de esta banda que a nivel directivo estaba a cargo de Silvio Berlusconi que compró al club en 1986.

 

Kobe Bryant tuvo como gran ídolo a Marco van Basten. Además, el joven estadounidense comenzó a jugar fútbol y se apasionó por este deporte. Alguna vez aseguró que de haberse quedado allí seguramente hubiera sido futbolista. Sin embargo, regresó a Estados Unidos y allí comenzó su carrera en el baloncesto. En 1996 llegó a la NBA y se retiró en 2012 siendo uno de los mejores de la historia.

 

El basquetbolista luego se volvió fan del Barcelona, cuando su querido Frank Rijkaard dirigió al club azulgrana. Bryant entabló una relación con Ronaldinho especialmente y también mostró su admiración por Lionel Messi y Andrés Iniesta. Pero el amor de niño no se cambia y en 2013 fue a visitar al Milán dejando la siguiente frase: “Soy rossonero puro”.

Compartir
Twittear

COMENTARIOS

LO ÚLTIMO