El Cinco Cero

Twitter Facebook Youtube Instagram


La deuda telefónica de Mondragón en Paraguay y por la que quisieron retenerlo

septiembre 03 de 2020

Felipe Valderrama - @ValderramaFeli

Compartir
Twittear

Faryd Mondragon Cerro Porteno 01

Cerro Porteño 1993 / @Nestum977

 

Fue la primera experiencia internacional del arquero vallecaucano y en pocos meses se ganó el cariño de los hinchas por su excelente actuación. Sin embargo, su salida del club estuvo envuelta en la polémica y duró casi 3 meses esperando que lo contrataran. Al comienzo se habló de una millonaria deuda por llamadas internacionales y luego se supo que la suma no era tan alta.

 

Por: Felipe Valderrama - @ValderramaFeli

 

Faryd Mondragón debutó muy joven en el Deportivo Cali y para que sumara más partidos el club lo mandó a préstamo a Sporting de Barranquilla, Real Cartagena e Independiente Santa Fe. Con los capitalinos no tuvo muchas oportunidades en el segundo semestre de 1992, aunque Jorge Luis Pinto lo quería mantener para la temporada 1993. El guardameta tenía 21 años y buscaba más oportunidades por lo que empezó a hablarse de su posible traspaso al extrerior.

 

A mediados de enero de 1993 el “turco” recibió una llamada de Carlos Arcesio Paz, presidente del Cali, a decirle que se iba a Cerro Porteño de Paraguay. Al parecer hubo una recomendación de Jorge Amado Nunes y Gustavo Sotelo, jugadores que fueron compañeros de Mondragón en el Cali. “Cuando me propusieron lo de Cerro, lo pensé mucho. Ir a otro país, solo, dejando a un lado mi familia, es un pensamiento duro. Pero la vida exige esa clase de sacrificios”, dijo meses después en una entrevista a El Tiempo.

 

Mondragón y el día que salió figura en El Monumental

 

Lo que no sabía el guardameta es que iba a prueba. Mondragón llegó a la sede y el técnico Paulo César Carpegiani le preguntó si quería jugar en un amistoso ante una selección rumana. Faryd aceptó sin problema, empataron sin goles y el colombiano tuvo una buena actuación. “Al otro día Sotelo me invitó a comer y me dijo: ‘menos mal te fue bien porque te hubieran devuelto en el mismo avión’”, recordó el caleño en Win Sports. El acuerdo era por 6 meses de préstamo y una opción de compra de 700.000 dólares.

 

Mondragón de inmediato se ganó a los hinchas, en especial por sus buenas participaciones en Copa Libertadores. Ocuparon el primer lugar en el grupo por encima de Newell’s Old Boys, Olimpia y River Plate. En octavos de final eliminaron a Nacional de Uruguay y el gran momento de Mondragón llegó en los cuartos de final. En el Clásico ante Olimpia hubo definición por penales y Mondragón acertó su cobro y atajó un remate. En semifinal el poderoso Sao Paulo los eliminó y acabó el sueño continental.

 

Durante su estadía el vallecaucano se alojó en el Hotel Excelsior de Asunción y al menos 3 veces a la semana llamaba a su familia y a su novia en Cali. La mamá tenía un salón de belleza, el hermano trabajaba en Almacenes Cid y el papá en Barranquilla con Carvajal. “Jamás pensé en devolverme o pasé por una de esas crisis habituales en el ser humano. No. Siempre pensé en que tenía que triunfar y que valía la pena el sacrifici”, le dijo a El Tiempo.

 

Faryd Mondragon Cerro Porteno 02

Foto: @guillermari1983

 

A mediados de mayo, Mondragón se despidió de Cerro Porteño con agradecimiento, pero a los pocos días llegó una sorpresa. El club le pidió a la Conmebol la retención del pase del guardameta y la razón era que en el hotel había dejado una deuda de 13.238 dólares por llamadas telefónicas y eso no estaba contemplado en el contrato. Mondragón viajó a Colombia a unirse a la selección y durante junio, julio y agosto estuvo exclusivamente con la Tricolor que jugó amistosos, la Copa América y las Eliminatorias.

 

Mientras otros jugadores iban a su club y volvían a la selección el arquero no tenía definido su futuro. Se habló de un interés de River Plate y el Núremberg de Alemania, aunque no se concretó nada. Luego se aclaró por parte del jugador que la deuda solo era de 1.500 dólares y que los 13.238 era el pago de toda la estadía y eso lo hacía el club. Atlético Nacional lo quiso, y hasta lo inscribió en la Dimayor, y Olimpia mejoró la oferta de los verdolagas. Hasta mediados de septiembre se definió el club de Mondragón que aceptó la oferta de Argentinos Juniors y allí continuó su carrera.

 

Compartir
Twittear

COMENTARIOS

LO ÚLTIMO